Mulhouse, Francia

Para tratar las aguas del conurbano de Mulhouse (480.000 EH), la colectividad contrató a Degrémont para realizar la ampliación de su planta de tratamiento de efluentes urbanos.

Combinando resultados y confiabilidad, la línea de tratamiento de aguas usadas utiliza tecnologías modernas y totalmente controladas que garantizan al agua vertida en el río Rin una calidad que anticipa las exigencias reglamentarias Europeas.

Un estudio avanzado del efluente permitió definir sus características, en particular la presencia de una fuerte contaminación con nitrógeno tomando en cuenta el tenor en carbono, y así escoger un tratamiento adaptado.

Los estudios y las obras duraron 32 meses. Durante ese tiempo, las instalaciones existentes siguieron funcionando. Dichas instalaciones fueron rehabilitadas para integrarse a la nueva línea de tratamiento. Para lograrlo, una secuencia precisa de las diferentes etapas de las obras fue establecida, en colaboración con los operadores y los diferentes socios del proyecto. Esta fuerte movilización de los equipos permitió respetar los plazos y mantener la continuidad del servicio y la calidad de los vertidos.

Concebidas para preservar el medioambiente, todas las instalaciones generadoras de ruido y de olor fueron estudiadas. Así, la planta dispone de una unidad de desodorización y los equipamientos ruidosos fueron instalados en locales insonorizados.​​

Mulhouse

Mulhouse



Características

Unidad de Negocio
Tipo de Tratamiento